Es uno de los grandes caprichos de muchos de vosotros, tener un fabuloso vestidor en el que tener colocadas todas vuestras prendas y accesorios. Con la correcta redistribución de los diferentes metros de la vivienda, y con la forma de diseñar vestidor de nuestros profesionales, haremos que tu sueño se haga realidad.
A pesar de que en muchos casos, debido al total de metros de la vivienda, no conseguimos que sea tan amplio como os gustaría, diseñar vestidor optimizando cada centímetro, haciéndolo plenamente funcional, seguro que acaba superando tus expectativas.

El arquitecto encargado de tu proyecto, con una amplia visión de la totalidad de metros de los que dispone tu vivienda, dispondrá cuál es el mejor espacio en el que se ubicará el vestidor. Desde el pasillo o el vestíbulo, hasta el lugar en el que más te gustará, tu habitación, se barajarán todas las posibilidades para que no te quedes sin este capricho que te hará más feliz el día a día.

Algunos de nuestros clientes han tenido la suerte de tener hijos mayores, independizados, y usar una de las habitaciones, normalmente la contigua a la habitación principal, para crear un gran espacio destinado a ordenar y exponer todas las prendas de las que dispone. Diseñar vestidor en estas circunstancias es un trabajo minucioso, pero que se convertirá en uno de los espacios predilectos de los propietarios de la vivienda.

Como os comentaba, es un trabajo minucioso que nos gusta hacer codo con codo con nuestro cliente. Diseñar vestidor y que no se adapte a las necesidades del cliente, no tiene sentido. Debe ser un espacio en el que puedan colocar todas las prendas y accesorios, de una manera estética, pero también organizada y práctica. Porque un buen diseño, si no es práctico, no es un buen diseño.

Diseñar un vestidor con Annantis Project
Al igual que otras estancias de la vivienda, el espacio del vestidor supone un tiempo de desarrollo y diseño por parte del arquitecto. Como ocurre en otras estancias, se realiza una redistribución del espacio totalmente personalizada y adaptada a tu estilo de vida, en este caso, para diseñar vestidor es importante conocer cuáles son, a grandes rasgos, el tipo de prendas que irán colocadas en él.

Algunos de vosotros os preguntaréis ¿qué más os da el tipo de ropa que tengamos? Es realmente importante conocer el tipo de prendas que “vivirán” en éste. Vestidos o abrigos largos, trajes de chaqueta, camisas, accesorios, bolsos, zapatos…cada tipo de prenda o accesorio tendrá una zona destinada para la más cuidada colocación.

Por tanto, dependiendo de las prendas que colocarás en tu vestidor a medida, se dispondrán los accesorios que más se adecúen a ellas. Además de las tradicionales barras, diferentes opciones se valorarán para obtener el resultado óptimo para vosotros. Algunos ejemplos son los pantaloneros extraíbles (que nos permiten ahorrar espacio una vez colgados), perchas en altura (con la finalidad de aprovechar hasta el techo aquellas viviendas de techos elevados, normalmente en viviendas más antiguas), además de una gran diversidad de cajones y gavetas en forma de bandejas, organizador de calcetines y cinturones, corbateros, estantes especiales para zapatos o grandes estanterías para bolsos…En definitiva, cada espacio tendrá un objetivo muy concreto para que esté totalmente adaptado al tipo de prendas que se ubicarán en el mismo.

Una vez se realice el diseño del interior del vestidor, se diseñará el exterior

Para aquellos que son ordenados y disfrutan de ver su “pequeño templo de la moda”, en ocasiones sugerimos realizar un vestidor abierto. En ese caso, se diseñará vestidor estético, pero realmente práctico, en el que solo esté visible lo que tú quieras que se vea, ocultado con puertas o cajoneras aquello que prefieres guardar para tu intimidad.

Para construirlo, tendremos en cuenta tu gusto. Para los más clásicos, madera. Si quieres una opción más chic podemos utilizar también, o en exclusiva, burros y estanterías metálicas, aportando un detalle muy personalizado con papel pintado en las paredes.

Si esa no es tu opción, crearemos un vestidor cerrado. Con puertas correderas o abatibles, a juego del resto de puertas de la vivienda o de muebles de tu habitación. En la elección del tipo de puertas, aunque siempre teniendo en cuenta su apariencia, tendrá un gran peso la practicidad. Abrir y cerrar las puertas sin complicaciones, además de poder acceder de manera cómoda a todas las zonas del mismo, serán los pilares principales para elegir cuáles son las puertas óptimas.

Pero no todo debe ser blanco o negro, en el diseño de interiores siempre existe el gris. Por esta razón, puedes optar por un vestidor cerrado parcialmente, o cerrado de forma más liviana con unas cortinas o un biombo.

Accesorios para diseñar vestidor a tu medida

Hay diferentes elementos que te permitirán ahorrar espacio, o lo que es lo mismo, optimizar el que tengas aumentando su funcionalidad. Zapateros colocados estratégicamente para aquellos que prefieran mantenerlos ocultos, tablas de planchar incorporadas para que siempre vistas impecable, bancos para sentarte y pensar qué ponerte o simplemente calzarte de manera cómoda. Muchas son las opciones que existen y te propondrán nuestros profesionales para que el resultado sea inmejorable.

Un último detalle para que sea perfecto, la luz. Los vestidores se suelen crear a partir de zonas “desaprovechadas”, por lo que no suelen disponer de ventanas, por tanto, de luz natural. Pero es una zona en la que tampoco es indispensable, un buen trabajo con luces artificiales creará un espacio íntimo, estiloso y en que veas cada detalle.

Hasta aquí nuestro blog dedicado a diseñar vestidor, el templo de la moda en vuestra vivienda y que crearemos con especial cariño para ti.